Las telas black out de las cortinas roller estan sujetas a estrictas normas de seguridad que van desde su elaboración hasta su comercialización y llegada al consumidor final. Hoy hablaremos de 3 de las normas más importantes que hay que tener en cuenta:

1. Control de Toxicidad.

El GREENWARD Enviromental Institute (corporativamente estilo “GREENGUARD”) es una organización de la industria independiente que tiene como objetivo proteger la salud humana y mejorar las condiciones de vida mediante una mejor calidad del aire interior y reducir la exposición de las personas a los productos químicos y otros contaminantes. Como norma ISO-IEC Guía 65: 1996 acreditado, el Instituto Ambiental Greenward certifica productos y materiales de bajas emisiones químicas y sirve como un recurso público para la elección de los productos y materiales más saludables para los ambientes interiores.

El programa de certificación de UL GREENGUARD requiere que los productos se sometan a pruebas científicas independientes y garantiza el seguimiento permanente de sus emisiones químicas. Sólo los productos que cumplen con las normas de emisiones estrictas de la UL Environment  (Underwriter Laboratories) son los que califican para su aprobación y certificación. Estas normas se basan en los criterios establecidos por los principales organismos de salud pública, siguiendo las premisas de salud y seguridad, medio ambiente y sostenibilidad global.

2. Protección del medio ambiente.

Con el fin de preservar y proteger el medio ambiente, las empresas dedicadas a la fabricación de telas black out deben contar con certificados que las avalen como emisoras de bajos niveles de carbono, y los materiales que se utilicen deben ser en cierto modo reciclables. Para garantizar estos conceptos los organismos de comprobación de la comunidad internacional  Oeko Tex son los encargados de realizar análisis de sustancias tóxicas de los productos textiles que se van a comercializar. Mediante el catálogo de criterios Oeko-Tex existe por primera vez una norma científicamente elaborada que analiza posibles sustancias problemáticas en productos textiles, desde la elaboración de la materia prima hasta la entrega del producto terminado en talleres y negocios de venta al público.

3. Telas Ignífugas.

Las telas black out deben cumplir con la norma NFPA 701 (National Fire Protection Association) que certifica que los tejidos de las telas black out han sido sometidas a pruebas de resistencia al fuego y su propagación. En algunos casos estas telas se tratan con fibra celulósica muy difícilmente inflamable gracias a la incorporación en sus componentes de un agente ignífico exento de halógeno.

Para adquirir sus cortinas roller black out en Argentina visite:

www.Rollershow.com.ar

Etiquetado en: